Cecilia Arditto

La vida pende de un hilo

EspañolEnglish

 

Quiero armar estructuras consistentes con aire, con detalles, con pequeñeces. Pienso en las maquetas con hilos de la sagrada familia de Gaudí, tan sólidas en su fragilidad, tan consistentes en su delirio. Ideas tan fuertes y frágiles como la existencia. A Gaudí lo mato un tranvía cruzando la calle.
Pienso en Nono y en los bocetos del cuarteto de cuerdas “Fragmente…” que pude estudiar en su archivo en Venecia. Cálculos, cuentas, proporciones, detalles. La superestructura del Fragmente está constantemente quebrada por la fragilidad de los recursos de unas cuerdas diferentes a las de Gaudí, pero también suspendidas en la catedral de los innumerables silencios y fragmentaciones del discurso. La música se escucha abstracta y calculada a la vez. Como el diseño del agua o de la nieve.
Mi pieza para órgano se llama por eso La arquitectura del aire. No del aire soplado, no del aire de la respiración, sino del aire que sostiene las cosas.

 

 

 

2 thoughts on “La vida pende de un hilo”

  1. “La Arquitectura del aire”… hermoso título, muy evocador y delirante.
    Si tu obra tiene como ejes a Gaudí y a Luigi Nono, me muero por escuchara.
    Es hermoso que el arte se nutra de tantas cosas. Las cuestiones de la intertextualida me interesan bastante.

    Saludos y un abrazo.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *